Llega la Zoom-fatiga

La compañía triunfadora de la pandemia se desinfla con el avance de la vacunación y el regreso a las oficinas

Zoom fue una de las grandes triunfadoras de la pandemia, pero comienza a mostrar señales de agotamiento conforme avanza la vacunación y se retoma la vuelta a las oficinas y centros educativos. Sus propios usuarios hablan ya de Zoom-fatiga, tras un año y medio conectados diariamente a la plataforma de videoconferencias. 

Esta fatiga se ha trasladado a sus títulos en bolsa, que cayeron un 17 por ciento en Wall Street tras presentar los resultados del segundo trimestre y hacer balance de la primera mitad del año. La compañía obtuvo un beneficio neto de 316 millones de dólares, mientras que los ingresos en el trimestre aumentaron un 54 por ciento en comparación con el mismo periodo del año pasado, hasta los 1.021 millones de dólares, superando esta importante barrera por primera vez en sus 10 años de historia.