La trampa de la renta fija

Expertos advierten de que hay que tener cuidado con los refugios que se escogen para guarecerse de Putin. En concreto, con la deuda soberana

La deuda soberana de potencias como los Estados Unidos o Alemania es el refugio en el que tradicionalmente se han protegido los inversores en tiempos de actividad bélica. Aunque ofrece menor rentabilidad que la bolsa, la fortaleza de estas economías y su solvencia como deudores han atraído históricamente a los inversores que huían de las caídas provocadas por la guerra en la renta variable.

Esta vez también, la invasión de Ucrania ha motivado flujos en ese sentido, lo que ha provocado caídas en la rentabilidad de los títulos. En concreto, los ‘treasuries’ americanos han pasado de ofrecer una rentabilidad en torno al 2 por ciento a situarse en el 1,7 por ciento.