El rentable mercado de la contaminación

Pese a las claras apuestas por la transición energética, los datos demuestran que invertir contra la economía verde tiene premio

El mercado europeo de la polución es un gran desconocido para el común de los inversores y, sin embargo, mueve unos 169.000 millones de euros al año, según datos de la firma Refinitiv.

Construido en 2005 sobre la revolucionaria idea de que «quien contamina, paga», fue diseñado inicialmente para uso de las compañías más ‘sucias’, a las que se impuso unos límites de emisiones. De este modo, los alumnos aventajados de la clase podían vender los permisos de dióxido de carbono que les sobraban (con el incentivo económico que eso supone); mientras se permitía ganar algo de tiempo a los más atrasados comprando los derechos sobrantes a otras empresas.