Una verdad incómoda

Las sequías merman la energía hidráulica y suponen un riesgo para el impulso a nivel mundial de las energías limpias

Las intensas sequías están agotando ríos y embalses vitales para la producción de energía hidráulica sin emisiones en varios países del mundo, lo que en algunos casos lleva a los gobiernos a depender cada vez más de los combustibles fósiles. 

Los problemas que están surgiendo en relación con la producción de energía hidráulica en lugares como los Estados Unidos, China y Brasil representan lo que los científicos y los expertos en energía afirman que va a ser un problema a largo plazo para el sector, ya que el cambio climático provoca un tiempo más inestable y hace el acceso al agua menos fiable.